Casita de chocolate en primavera

Las claves

  • Ingr. prin.: Arroz
  • Plato: Postre
  • Estilo: Cocina de fiesta.
  • Ambiente: Celebraciones.
  • Tiempo: alto
  • Dificultad: medio
  • Comensales: 4

INGREDIENTES PRINCIPALES

  • 500 g. Chocolate blanco
  • 50 g. Coco
  • 20 g. Chocolate con leche
  • : Colorantes de chocolate

Preparación de la receta


Diseñar como quieres que sea tu casita.


Recortar, para hacer las plantillas. Si se dispone de algún plástico con forma, nos irá bien para dar aspecto de tejas al tejado.


Fundir el chocolate, sobre papel de horno. Tiene que tener un grosor de unos 3 o 4 mm. para que se sostenga bien en pie y aguante el peso del tejado. Para que quede uniforme, coger el papel por las esquinas y vibrarlo, así quedará liso, después golpear, para que las burbujas de aire de abajo suban hacia arriba. Una vez que hayamos hecho esto, dejar que el chocolate se seque un poco, puede ser a temperatura ambiente si no hace mucho calor, 20ºC-21ºC o en nevera. Si se mete en nevera hay que tener cuidado que no se endurezca mucho, unos 5-7 min, si no, no lo podremos cortar.


Cuando el chocolate se vuelva mate y se pueda clavar la punta del cuchillo, es el momento de marcar con las plantillas. Repetir esta operación dos veces, ya que necesitamos dos paredes laterales, la entrada principal y la parte posterior.


Pensar bien todas las formas que queramos que tenga nuestra casita y recortar. Todavía no se podrá desmoldar, hay que esperar que el chocolate esté bien duro. Como ya habremos cortado, las piezas se separarán fácilmente.


Mientras se endurecen las paredes. Podemos ir haciendo el tejado. Lo primero, teñir el chocolate, si utilizamos chocolate del que venden el cualquier supermercado, no hace falta templarlo. Si usamos cobertura, habrá que templarlo para que se desmolde bien.


Mientras se endurece el tejado, podemos rellenar las ventanas. Para ello, teñir chocolate con algún color, yo he elegido el amarillo.


Ahora ya tenemos el tejado. Sólo falta hacer la puerta


Si se tiene alguna plantilla con forma de madera, va genial para texturizar el chocolate. Estas las compré en Tescoma. Cuando fundamos el chocolate con leche, para la puerta, aprovechamos y decoramos las ventanas.


Al chocolate amarillo, le añadimos un poco de verde y ya tendremos las ramas. Con una palillo de dientes, vamos haciendo los adornos a modo de florecillas, frutillas, etc....


Para pegar las paredes, poner un recipiente con agua caliente y una bandeja metálica o algo metálico encima, para igualarlas. Al pasarlas por la superficie caliente, el chocolate se fundirá un poco y podremos pegarlas.


Para reforzar las esquinas, poner una tira de chocolate por dentro. Meter la casita en la nevera un rato, para que el chocolate esté bien duro, antes de poner el tejado.


Para pegar el tejado, poner chocolate donde reposará y repetir el mismo paso que para pegar las paredes. Pasar el vértice del tejado por la superficie metálica, poner encima de casa y juntar las dos partes. Para decorar el soporte donde irá la casita, teñor el coco con colorante verde. Poner en un recipiente unas gotas de colorante, añadir el coco y mezclarlo.


Los colorantes que he usado


Foto del plato terminado:

Trucos

La cara que toca el papel de horno o sulfurizado, queda mejor para la parte exterior.


¡Encuentra todo lo que necesitas para preparar esta receta en nuestra Tienda de Canal Cocina!

TE RECOMENDAMOS

La tienda de canal cocina