Glosario

Salsa de soja

 

La salsa de soja es una de las salsas más antiguas del mundo y tiene su origen en China. La precursora de esta salsa es una pasta fermentada de granos de soja que se utilizaba como método de conservación de las carnes. El líquido que se obtenía de este proceso se aprovechaba como condimento.

Hay dos tipos de salsa de soja: una elaborada con métodos tradicionales y otra artificial. La primera de ellas conlleva un proceso largo, ya que se obtiene a través de la fermentación de granos de soja y trigo tostado y partido. A esta mezcla se le da forma de bloques y se sumergen varias veces en un agua fría con sal. Este proceso se alarga durante un año, y debido a esto, es muy fácil que la salsa que encontremos en supermercados sea la artificial. Ésta se elabora mediante hidrólisis química con harina de soja desgrasada, colorante de caramelo, jarabe de maíz y extracto de malta. Es un invento más moderno que reduce el tiempo de producción, aunque el resultado es menos sabroso y más salado.

Es una salsa conocida mundialmente y se utiliza para condimentar todo tipo de platos, no solo recetas orientales, aunque es perfecta para verduras, arroz, sopas e incluso ensaladas. Con las carnes también se obtiene un buen resultado.

TE RECOMENDAMOS

La tienda de canal cocina