Tiramisú muy especial

Las claves

  • Ingr. prin.: Chocolate
  • Plato: Postre
  • Estilo: Cocina de fiesta.
  • Ambiente: Celebraciones.
  • Tiempo: bajo
  • Dificultad: bajo
  • Comensales: 4

INGREDIENTES PRINCIPALES

  • 250gr de queso mascarpone
  • un paquete de bizcochos de soletilla
  • 200ml de nata para montar
  • 1 o 2 yemas de huevo
  • café cargado, una taza grande
  • 2 cucharadas soperas de ron (o cualquier otro licor tipo Amareto, coñac, tia maria..etc)
  • 100gr de azúcar glas
  • cacao en polvo (para espolvorear en la ultima capa)
  • 4 galletas oreo (para usar solo la galleta)
  • un macetero pequeño y una flor para la presentación

Preparación de la receta


Monta la nata con el azúcar. Al tratarse de azúcar glas se mezclará mucho mejor con la nata. Se monta más fácilmente si la nata está bien fría, como seguro que ya sabréis.


En otro cuenco añadimos las yemas batidas y el mascarpone, que tendremos a temperatura ambiente, y mezclamos bien. A continuación le incorporamos la nata montada y lo integramos bien con una espatula y con movimientos envolventes, con suavidad para que no pierda volumen.


Vertemos el licor elegido a la taza con el café y reservamos.

Ya tenemos todo listo para comenzar a montar nuestro tiramisú en la maceta. Huelga decir que tendremos que usar una maceta bien limpia y sin agujero.

Dispón una primera capa de bizcochos en la base de la maceta. Habrá que romperlos e ir colocando trocitos en los huecos que van quedando. Con una cucharilla vamos mojando esta capa de bizcocho con la mezcla de café y licor.


Estos bizcochos son muy esponjosos, absorben mucho líquido. Dependerá de como te guste de “borracho” el postre tendrás que mojarlos más o menos. A nosotros nos encanta que esté muy mojado.

Sobre esta capa de bizcocho mojado extiende una capa generosa de la rica crema. Si te resulta incómodo llegar al fondo con una cuchara por la forma de la maceta, puedes improvisar una manga pastelera con una bolsa de congelado o similar, que es lo que hemos hecho nosotros: llena la bolsa con una buena cantidad de crema, corta una esquina, y ya tienes una manga pastelera improvisada.


Después de la capa de crema, coloca otra capa de bizcocho y vuelve a mojarlos. Cubre de nuevo con una capa de crema.
Dependiendo del recipiente utilizado (del tamaño de la maceta en este caso) podrás poner otra capa de bizcocho y crema. El nuestro lleva tres capas de bizcocho. Piensa que, por la forma cónica del macetero, la primera capa que colocamos es muy pequeña.


Una vez puesta la última capa de crema procedemos a espolvorear el cacao en polvo, con la ayuda de un colador fino, dándole golpecitos para que caiga de manera homogénea.


Vamos ahora con la “tierra” de la maceta, un toque clave para que parezca una auténtica maceta. Separamos las galletas de las Oreo y las picamos con un procesador de cocina o con el accesorio para picar de la batidora. Guardaremos esta tierra para ponerla justo antes de servir la maceta, para que no se humedezca demasiado y pierda el aspecto de tierra.


Metemos en el frigorífico la maceta bien tapada con film hasta el día siguiente.
Un rato antes de servir el postre, le ponemos la tierra por encima, clavamos una flor que nos guste y ya tenemos listo nuestra original y sorprendente maceta de tiramisú.


Los ingredientes


Foto del plato terminado:


¡Encuentra todo lo que necesitas para preparar esta receta en nuestra Tienda de Canal Cocina!

TE RECOMENDAMOS

La tienda de canal cocina